Impuesto Ad Valorem

El impuesto ad valorem es un impuesto que se basa en el valor de un bien o inmueble.

El impuesto ad valorem es un impuesto que se basa en el valor de un bien o inmueble.

¿Qué es?

Tal y como se indica, “ad valorem” quiere decir “según el valor”. Pueden ser un tipo de arancel, es decir, una tarifa que marcan los gobiernos a la hora de importar y/o exportar bienes, o un impuesto sobre la propiedad, que poseen los bienes o inmuebles.

Se trata del tipo de impuesto más utilizado en todos los países del mundo. Lo que caracteriza a este impuesto es que, de manera general, se aplican sobre la cantidad del producto o inmueble. Por ello es un impuesto flexible, pues depende del valor del bien.

Por ejemplo, para un producto con valor de 20.000€, que tenga un impuesto ad valorem del 4%, se calculará de la siguiente forma: 20.000 x 0,4%. Esto nos da un resultado de 8.000€. El impuesto de este producto es de 8 mil euros.

Se puede cargar o en el momento de hacer la transacción, o anualmente. Aparte de ser un tipo de arancel, puede usarse en los impuestos municipales sobre la propiedad, donde lo tasadores revisan los bienes inmuebles de los propietarios de forma regular para determinar el valor que tienen en la actualidad. El impuesto ad valorem se marca y se revisa cada año.

Tipos de impuesto Ad Valorem

Como mencionamos, hay varios tipos de impuestos ad valorem, que pueden ser impuestos sobre la propiedad o impuestos sobre las ventas. La diferencia entre ambos es que los impuestos sobre la propiedad se recaudan de manera anual, mientras que los transaccionales actúan en el momento de la compra o intercambio.

Ejemplos

Algunos ejemplos de impuestos ad valorem son:

  • Impuesto al valor agregado o IVA: Como sabemos, se grava sobre el valor agregado a la hora de realizar un intercambio.
  • Impuesto de venta: Es un impuesto que se cobra con la compra de determinados bienes y servicios. Puede incluirse o en el precio (se incluyen los impuestos) o en el punto de venta (se excluyen los impuestos).
  • Impuesto sobre el valor de la tierra: Se graba en el valor propio de la tierra, es decir, las edificaciones quedan excluidas.
  • Impuesto a la propiedad: Es un tipo de impuesto que el propietario de un inmueble debe pagar en base al valor de dicha propiedad.

Y por último, cabe destacar que este tipo de impuestos son la principal fuente de beneficios de los gobiernos estatales y municipales, sobre todo gracias a los impuestos sobre la propiedad.


Ya puedes presentar tu declaración de la renta, fácil y aplicando todas las deducciones que te pertenecen. Calcula gratis tu resultado.

¡Regístrate ahora!

Otros términos relacionados

Related Posts

Parece que no tenemos ningún término relacionado...

¿No era esto lo que buscabas?

Échale un vistazo a estos otros términos

X
¡Haz ahora tu declaración de la renta y pagando un 10% menos!

Regístrate y usa el código: ADIOSHACIENDA10